viernes, 27 de noviembre de 2015

LA NOCHE DE LOS CUCHILLOS LARGOS

Nicolai Tolstoy repasa en este libro uno de los asuntos cruciales para la toma del poder de Adolf Hitler en Alemania y la forja de los acontecimientos que finalmente condujeron a la Segunda Guerra Mundial tal y como la conocemos. Aunque la traducción de este libro en concreto es algo discutible, la editorial San Martín es una auténtica institución en lo referido a la publicación de libros relacionados con el conflicto y sus principales personajes. Una editorial de referencia que en este número 2 de la colección Políticos incluida en su serie Historia del siglo de la violencia, incluye, junto a un texto notablemente interesante y en muchos casos, al menos para quien esto escribe, revelador, una numerosa selección de ilustraciones en blanco y negro que en las obras de la editorial eran un complemento perfecto para sumergirnos en el momento histórico abordado en cada volumen. De manera que, como todos los libros de la editorial tenía el doble interés de ser no sólo un análisis o un testimonio escrito, sino también un recorrido visual que nos permite una inmersión en toda regla en la época o el asunto que se aborda. Un ejemplo: la foto que nos sitúa en el momento en que se desplegó la primera bandera con la svástica en Tegernsee en 1920.

Lo que luego se daría en llamar La noche de los cuchillos largos, conocida como Purga de Sangre, fue la noche del 30 de junio de 1934, en la que Adolf Hitler desencadenó una cadena de detenciones y ejecuciones entre los integrantes de las S.A. del partido nazi, también conocidos como Camisas pardas. Las que habían sido fuerzas de choque del partido en sus primeros y convulsos tiempos de enfrentamientos con los comunistas en las calles de las principales ciudades alemanas de la República de Weimar, el ejército que sirvió como guardaespaldas y brazo armado de Hitler antes y durante su ascenso al poder, el puño que amenazaba a los discrepantes facilitando el camino hacia la consecución de los planes del líder nazi, se convirtieron en principales objetivos de una campaña de exterminio en toda regla que según cifras oficiales acabó con 77 dirigentes de las S.A., aunque fueron muchos más los que murieron en aquella sangrienta operación de reafirmación y asentamiento de las estructuras de poder dentro del nazismo.

Pero el libro va mucho más allá de la propia Purga de sangre y aborda el interesante papel de los Freikorps y el mermado Reichswehr, el ejército alemán obligado a subsistir bajo mínimos tras las abusivas condiciones del Tratado de Versalles impuesto por los vencedores de la Primera Guerra Mundial a Alemania. Aborda las pretensiones del líder de las S.A. Ernst Röhm, empeñado en conseguir que el Reichswehr fuera absorbido por las mucho más numerosas S.A., así como los primeros compases que llevaron a Himmler a lograr que las S.S. que mandaba acabaron convirtiéndose en mucho más que simplemente la rama de las S.A. que fueran en un principio. O el ciclo interminable de celos por el poder desatado desde el primer momento entre los colaboradores de Hitler, Göring, Himmler, Heydrich, Goebbels…

Los sangrientos acontecimientos que desembocaron en la Noche de los cuchillos largos son analizados desde sus raíces, desde el momento en que se produce el fallido intento de toma del poder que conocemos como el putsch de la cervecería, que se produjo en Munich en 1923 y acabó con Hitler detenido y encarcelado en al fortaleza de Landsberg donde redactó Mi lucha.

Dicho de otro modo, el libro es un repaso a los cimientos del poder de Adolf Hitler y el Nazismo y al mismo tiempo un relato trepidante sobre los acontecimientos que se produjeron en la Alemania de los años veinte y treinta, preludio de la Segunda Guerra Mundial.

No hay comentarios: