viernes, 30 de septiembre de 2011

JAMONA EN EL CEMENTERIO, LA JETA DE OZZY, JUEGO DE TIMOS Y LA JUEZ HERSHEY, por TELLY CHAVALAS

A las buenas. Esta semanita les traigo en primer lugar a la jamona, en este caso acosada por una panda de zombis salidorros en la portada de la revista Nightmare (Pesadilla en cristiano). Si es que a quién se le ocurre ir por el cementerio, a las doce de la noche con esas ropitas tan vaporosas tentando a los pobres difuntos en vida con tus carnes ebúrneas y tal. Claro que ustedes dirán que todo el mundo tiene derecho a pasearse por el camposanto a las tantas, haciendo la princesita y vestida como le de la gana... claro, claro, esto es un país libre, faltaría más... y todo eso. Chorradas aparte, lo que digo siempre, ojalá cayera en mis manos, ejem, la revista, no la buena señora de los zombis. Bueno al paso que va, el entrecot de los zombis.
Y hablando de zombis, criaturas nocturnas y demás ahí tienen ustedes al amigo Ozzy Osborne (no sé si tiene relación con Bertín, pero creo que nopi), del cual les recomiendo el disco No rest for the wicked.
Bueno, pero no traigo la foto por eso sino porque más o menos así se me quedó la cara cuando vi en una librería la portada que les traigo a continuación de Los viajes de Tuf, del últimamente muy exitoso George R. R. Martin (por cierto se han fijado que todos los autores de tochacos fantásticos tienen dos erres en sus apellidos... a lo mejor se las ponen cuando empiezan a flipar con elfos, enanos, dragones y su puta calavera). Bueno, al lío, pues así me quedó el jeto, como el de Ozzy. Pero qué cooooño es esto pensé, un caballero medieval en una portada de una novela de CIENCIA FICCIÓN, con un GORDO, que viaja con sus GATOS, en una gigantesca NAVE ESPACIAL que ha conseguido birlar. Claro, JUEGO DE TRUÑOS, dijo TRONOS, ha sido un éxito y hay que rebañar en la faltriquera del incauto. Así que para que no piquen ustedes ya saben de qué va la novela, que en realidad no es ni novela, sino recopilación de relatos cortos del susodicho GORDO, el tal Tuf. A ver, el libro está muy bien (yo me lo he leído dos veces), pero lo que jode es la maniobra cutre-salchichera de intentar engañar a los despistaos, más que nada porque todos hemos sido uno en alguna ocasión. Menos mal que el libro como digo está muy bien y el despistado disfrutará pero no deja de parecerme un timo, tocomocho o como quieran llamarlo.
Por último ahí tienen ustedes a Diane Lane como la Juez Hershey, lo único bueno en aquella puta mierda de adaptación "entitulada" Juez Dredd y que tenía como protagonista al caragoma del Estallone. Por lo visto su director, Danny Cannon, se justificaba diciendo que el amigo Silvestre se había pasado metiendo morcillas que no estaban en el guión. No les digo por dónde podría meterse el señor los embutidos. En fin... Malditas adaptaciones. Tiemblo al pensar que están preparando otra del poli más duro del frikismo. ¿Harry el guarro?, una nenaza al lado del Juez Dredd.

Hala a cascarla y pongan cara de Ozzy de vez en cuando.

No hay comentarios: